Opinan los expertos

La conservación de donantes

Compartir
0

Más información

Muchos países en vías de desarrollo obtienen la mayor parte de su dinero para actividades de conservación de la biodiversidad de la cooperación internacional. Por lo tanto hace mucho sentido estar atento a las tendencias en cuanto a lo que financian los donantes.

Eso es justamente de lo que trata "Encontrando un equilibrio, Asegurando el lugar de la conservación de la biodiversidad en la agenda de la cooperación internacional", por Nicholas Lapham y Rebecca Livermore de Conservación Internacional. El documento se concentra en los donantes que más aportan para actividades ligadas a biodiversidad como el Banco Mundial, el Fondo Global para el Medio Ambiente (GEF), la Comisión Europea y las agencias bilaterales de los Estados Unidos, los Países Bajos, Alemania, Francia, el Reino Unido, y Japón.

Según Lapham y Livermore, últimamente los donantes parecen menos interesados en la biodiversidad y en varias agencias el tema tiene un perfil más bajo que antes. El financiamiento para la biodiversidad alcanzó su máximo nivel en Gran Bretaña, Alemania, y Japón a fines de 1990 y luego disminuyó. Las embajadas y las oficinas de las agencias en los países ahora toman muchas decisiones que antes se tomaban en las oficinas sede y no están tan inclinadas a financiar proyectos ambientales.

Los donantes dicen que desean incorporar aspectos relacionados a la biodiversidad dentro de sus esfuerzos más amplios, pero eso solo se ha logrado en parte. Ahora financian más proyectos sobre agro-biodiversidad y biodiversidad en bosques manejados. Pero la mayoría de las estrategias de asistencia a los países y de reducción de pobreza apenas hablan de biodiversidad sin plantear acciones concretas. También hay mas énfasis ahora en usar proyectos de biodiversidad para reducir la pobreza, lo que generalmente implica un enfoque de uso sostenible de los recursos, y no de conservación pura.

Todo esto significa menos dinero para los proyectos tradicionales de áreas protegidas. Por ejemplo, tanto los ingleses como los holandeses están cada vez más renuentes a financiar actividades de conservación que limitan el acceso de la población a los recursos. Después de gastar casi un billón de dólares en áreas protegidas entre 1991 y 2001, la nueva etapa de financiamiento del GEF se concentrará más en proyectos fuera de los parques. Alemania y los Estados Unidos son casi los únicos donantes bilaterales que todavía gastan sumas grandes en proyectos tradicionales de parques.

Que estas tendencias de los donantes sean buenas o malas depende de la perspectiva de cada uno, y en ese sentido es probable que Lapham y Livermore tengan más fe en las áreas protegidas tradicionales que yo. No obstante, algo en que todos estamos de acuerdo es que no se podrá resolver el problema de la pérdida de biodiversidad sin recursos. Para conservar las plantas y los animales nosotros debemos conservar el interés de los donantes, y este informe nos da algunas pistas sobre cómo lograrlo.

 

(Visited 19 times, 1 visits today)
Política de derechos de autor:
Queremos que comparta el contenido de Los Bosques en las Noticias (Forests News), el cual se publica bajo la licencia Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional (CC BY-NC-SA 4.0) de Creative Commons. Ello significa que usted es libre de redistribuir nuestro material con fines no comerciales. Para ello, le pedimos que incluya el crédito correspondiente de Los Bosques en las Noticias y un enlace al contenido original, que indique si se han hecho cambios en el material, y que difunda sus contribuciones bajo la misma licencia de Creative Commons. Si quiere republicar, reimprimir o reutilizar nuestros materiales, debe notificarlo a Los Bosques en las Noticias, poniéndose en contacto con forestsnews@cgiar.org

Lecturas adicionales

Para solicitar una copia gratis de este documento en inglés en formato del pdf usted puede escribirle a Ingrid Neubauer en mailto:i.neubauer@conservation.org
Para enviar sus comentarios o preguntas a los autores usted puede escribirle a Nicholas Lapham en mailto:n.lapham@conservation.org o Rebecca Livermore en mailto:r.livermore@conservation.org