Opinan los expertos

Los filipinos se mueven para las laderas, pobres bosques!

Compartir
0

Más información

En los años 50, los bosques cubrían la tercera parte de las Filipinas. La mayoría eran bosques maduros de dipterocarpaceas. Hoy, menos de la mitad de esos bosques permanecen. La abrumadora mayoría de lo que queda son bosques seriamente degradados o bosques secundarios jóvenes. En menos de dos generaciones, el país ha prácticamente agotado sus fuentes de madera y ha causado grandes daños a los ecosistemas naturales.

Primero, las compañías madereras explotaron los bosques. Luego los pequeños productores los talaron para sembrar. Un estudio reciente de María Cruz del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM), titulado "Población, pobreza y deforestación" analiza las fuerzas que empujan a los pequeños productores filipinos hacia los bosques y qué se puede hacer para contrarrestarlas. Concluye que para salvar los bosques filipinos que quedan, se requiere más reforma agraria, créditos agrícolas, planificación familiar y el reconocimiento de los derechos de propiedad para los pobladores actuales de los bosques, incluyendo a las comunidades indígenas.

Cruz presenta algunas cifras llamativas. La población en las regiones de laderas que tradicionalmente han sido regiones forestadas aumentó de 5,8 millones en 1950 a 17,5 millones en 1990. Solo en los años ochenta hubo una migración neta de 3,5 millones de personas hacia estas regiones. Como consecuencia, el aporte de esas regiones al área cultivada del país creció del 10% en 1960 al 30% en 1987.

El papel cita un modelo econométrico que muestra que la gente emigra a las áreas accesibles y a donde no es demasiado costoso viajar. También prefieren las áreas con muchos bosques públicos. Las cuestas escarpadas y los suelos pobres no los desaniman. Las regiones que tienen niveles promedio más alto de ingresos atraen a más migratorios.

Cruz concluye que las políticas forestales y las áreas protegidas pueden ayudar a conservar lo poco que queda de los bosques en las Filipinas, pero solamente si se combinan con políticas económicos que desalientan la migración adicional hacia las laderas. El papel refleja las opiniones personales de Cruz y no las del FMAM. Sin embargo se espera que sus colegas de FMAM y los otros tomadores de decisiones tomen estos resultados a pecho.

(Visited 20 times, 1 visits today)
Política de derechos de autor:
Queremos que comparta el contenido de Los Bosques en las Noticias (Forests News), el cual se publica bajo la licencia Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional (CC BY-NC-SA 4.0) de Creative Commons. Ello significa que usted es libre de redistribuir nuestro material con fines no comerciales. Para ello, le pedimos que incluya el crédito correspondiente de Los Bosques en las Noticias y un enlace al contenido original, que indique si se han hecho cambios en el material, y que difunda sus contribuciones bajo la misma licencia de Creative Commons. Si quiere republicar, reimprimir o reutilizar nuestros materiales, debe notificarlo a Los Bosques en las Noticias, poniéndose en contacto con forestsnews@cgiar.org

Lecturas adicionales

Para recibir una copia electrónica gratis de este papel o para enviar sus comentarios o interrogaciones al autor (en inglés), usted puede escribir a Maria Cruz a mailto:mcruz3@worldbank.org